Skip to main content

Para Publicación Inmediata [English]

Contacto para la prensa: Adrianna Quintero, 415/875-6123, aquintero@nrdc.org; Serena Ingre, 202/289-2378, singre@nrdc.org

Si usted no es miembro de la prensa, sírvase escribirnos a nrdcinfo@nrdc.org o consulte nuestra página de contactos.

NRDC considera que Ford y GM pueden cumplir las normas contra el calentamiento global más progresistas del país

El rescate del Congreso a los fabricantes de automóviles debe incluir las más altas normas de eficiencia y combustible

WASHINGTON (8 de diciembre de 2008) – General Motors y Ford están actualmente en posición de cumplir con las históricas normas contra el calentamiento global de California si se aplican en todo el país, según nuevos datos publicados hoy por el Consejo para la Defensa de los Recursos Naturales (NRDC). Estos nuevos hallazgos son fundamentales en momentos en que el Congreso considera otorgar un gran rescate a la industria automotriz. Sin embargo, a pesar de la capacidad para cumplir estas normas, GM y Ford siguen inmersos en esfuerzos por bloquear las normas de California mediante demandas legales y cabildeos.
 
“Producir vehículos modernos y eficientes aumentará la fuerza laboral de Estados Unidos, hará que GM y Ford sean competitivas en todo el mundo y ahorrará a los conductores miles de millones en combustible”, dijo Roland Hwang, director de políticas de vehículos de NRDC. “En un futuro de mercados petroleros inseguros y calentamiento global intensificado, las empresas automotrices estadounidenses sólo serán competitivas si hacen autos más limpios y con un consumo de combustible más eficiente.”
 
El estudio de NRDC se basa en los niveles de economía de combustible de los planes presentados al Congreso por GM y Ford el 2 de diciembre de 2008. El estudio convirtió los valores de las millas por galón (mpg) en los planes de las empresas a índices de emisión de gases de efecto invernadero (GHG). Después, los expertos de NRDC evaluaron si los planes de las empresas las pondrían en posición de cumplir el programa de California. El estudio usa metodologías consistentes con las desarrolladas por el Consejo de los Recursos del Aire de California y usa datos públicos del Departamento de Transporte y del Consejo de los Recursos del Aire de California,.
 
La semana pasada, GM, Ford y Chrysler pidieron al Congreso un total de $34,000 millones en créditos, un aumento de su solicitud anterior de $25,000 millones.
 
“Frente a la crisis económica actual, el Congreso no puede sencillamente extender cheques en blanco”, dijo Hwang. “Cualquier rescate debe exigir a la compañías que suspendan su oposición a las normas de California y cumplan estándares federales más altos de economía de combustible y de emisiones. La solución para todos los problemas de los fabricantes de autos, incluido su deseo de una norma nacional uniforme, es adoptar las normas contra el calentamiento global de California en todo el país.”
 
Los hallazgos clave incluyen:
 
  • El plan de GM manifiesta que en el 2012 alcanzará niveles de economía de combustible de 37.3 mpg y 27.5 mpg para sus nuevas flotillas de autos y camiones ligeros, respectivamente. El nivel de emisiones de GHG proyectado permitiría a GM cumplir con una versión nacional de las normas de GHG de California en el 2012. Aunque GM no da los niveles de economía de combustible para el 2015, simplemente iguala el índice de mejora de Ford entre el 2012 y el 2015 (manifestado en el plan de Ford), GM también cumpliría fácilmente con las normas de GHG de California para el 2015 en todo el país.
     
  • El plan de Ford manifiesta que, en comparación con su base de referencia de 2005, mejorará el promedio de economía de combustible de su flotilla un 26 por ciento para el 2012, y un 36 por ciento para el 2015. El nivel proyectado de emisiones de GHG permitiría a Ford cumplir con una versión nacional de las normas de GHG de California en el 2015. En 2012, la flotilla promedio de Ford baja sólo 2 gramos por milla más del límite de cumplimiento, un modesto déficit que Ford podría compensar aplicando tecnologías adicionales, reequilibrando su mezcla de ventas de vehículos o con una combinación de ambas medidas.
     
  • El plan de Chrysler no aporta proyecciones de economía de combustible y por lo tanto NRDC no pudo evaluar su situación de cumplimiento.
 
Puedes ver una copia del análisis en http://docs.nrdc.org/energy/ene_08120801.asp [en inglés]